INTRODUCCION AL ESTUDIO DEL TABERNACULO

INTRODUCCION



En esta sección que dedicamos a un análisis expositivo de la topología mesiánica reflejada en el Tabernáculo levantado en el desierto, pretendemos aportar una modesta contribución para profundizar en el estudio de los símbolos cristo lógicos que contenía esa rudimentaria construcción, en su forma y estructura, y lo hacemos con objeto de que al adentrarnos en ello nos permita adquirir un mayor conocimiento de su significado espiritual y un mejor entendimiento de las riquezas del plan de Dios revelado en las Escrituras (Ex. 25:8-9,40; 26; 39:42; Luc. 24:27,44).

Cada detalle del Tabernáculo fue dispuesto conteniendo elo¬cuentes enseñanzas:

Sus materiales, sus medidas, sus piezas de mobiliario, sus utensilios, sus colores, etc.; todo fue diseñado divinamente para nuestra instrucción y a fin de que podamos contemplar por vía tipológica, la hermosura de la persona y la obra del Mesías.

Una vez mas vemos, y ahora en el Tabernáculo, «que Cristo es el todo , y en todos» (Co!. 3: 11). Escribe el

1. EI Tabernáculo es el mas grandioso de todos los tipos de Cristo en el Antiguo Testamento. Es toda una gran lección objetiva de verdades espirituales. En su maravilloso mobiliario, sacerdocio y culto, vemos muy vivamente, como en ninguna otra parte, la gloria y la gracia de Jesús, y los privilegios de sus redimidos. Y, tal como en el plano del arquitecto podemos entender las disposiciones del futuro edificio mejor que viendo el edificio mismo sin el plano, así con este modelo venido del monte (Sinaí) podemos entender mejor que en ninguna otra forma ese glorioso templo, del cual es Cristo la piedra angular, y nosotros también, como piedras vivas, somos edificados en El como casa espiritual y un sacerdocio santo, para ofrecer sacrificios espirituales aceptables a Dios por medio de Jesucristo (2a P. 2:5).


2. El Tabernáculo del Testimonio era un templo o santuario portátil provisional, donde el Señor se encontraba con su pueblo, cuya construcción fue ordenada conforme al modelo dado por' Dios mismo a Moisés en el monte Sinaí, y que acompaño a los israeli¬tas durante su peregrinación a través del desierto, quedando finalmente instalado en la Tierra Prometida hasta el establecimiento del reino en paz bajo Salomón. Su importancia esta marcada por' la cantidad de capítulos que se le dedican en el libro de Éxodo, del 25 al 31, constituyendo las referencias al mismo una tercera parte del libro. La construcción del Tabernáculo empieza en Ex. 36:8 y llega hasta el cap. 39. Y con su inauguración y consagración en el cap. 40 se cierra el Éxodo.

3. El objetivo del Santuario terrenal era vital:

a. Permitir que el Señor morara en medio de su pueblo para recibir sus peticiones y
darles respuesta (Ex. 25 :8, 22)
b. Procurar a los hombres pecadores un medio de comunión con el Dios Santo (Ex.
29:42-46).

Y así era con Cristo y es con su Iglesia (Mt. 1:23; 2a Co. 6:16). En el Tabernáculo se reproducían la imagen y la sombra del Santuario Celestial (He. 8:2,4-5; 9:8, 11,23-24). La Epístola a los Hebreos confirma que el santuario hecho por' mano del hombre era "imitación o copia) del verdadero" , establecido por el Señor en el cielo.

Por otra parte, el Tabernáculo de Reunión mencionado en Ex. 33:7 -11, era una tienda también provisional en la que el Señor se encontraba con sus siervos (Ex. 34:34-35), y allí, según parece, Moisés administraba justicia y sometía a consideración los casos mas graves. Recordemos que las cuestiones bajo litigio eran presentadas siempre ante el Señor: Ex. 18:13, 15,21-26; 21:6; 22:9. Y dicha tienda era destinada como lugar de reunión porque Dios se encontraba allí con su pueblo en la persona del mediador Moisés. Según nos dice un comentarista:

Ahora bien, la tipología del Tabernáculo nos lleva a Jn. 1:14: "y el Verbo se hizo carne, y fijo tabernáculo entre nosotros" (traducción literal). Este pasaje no afirma que el Verbo Divino fuera convertido en carne o que simplemente se revistiera de natura¬leza humana.

Juan 1:1,14 no esta diciendo aquí que el Verbo entrara en un hombre, o morara en un hombre, o llenara a un hombre. Juan solamente expresa que el Verbo llego a ser persona (He. 2:14; 7:14); es decir entró en un modo de existencia humana, y en este sentido podía afirmarse su verda¬dera humanidad personal. Por lo tanto, este termino, «carne», es una declaración que viene a indicar la naturaleza humana en su aspecto visible, o sea, es como si Juan hubiera dicho: «El Verbo llego a ser hombre».

El verbo traducido «habitó» es (σκηνόω, skēnoō) en el griego, y signifi¬ca, literalmente: «levanto su tienda», «acampo bajo tienda», «mora en tabernáculo»; o, en otras palabras: «y el Verbo se hizo hombre, y tabernaculeó entre nosotros». En la aparición del Verbo encarnado, la naturaleza human a con se cubrió vino a ser santa tienda (2a Co. 5:1,4; 2a P. 1:13-14), y esto es cumplimiento de la promesa de Dios de que moraría entre su pueblo: Ex. 25:8; 29:45. En los textos citados, Pablo emplea la expresión «tienda de campa¬ña» (gr. σκῆνος skēnos) para referirse al cuerpo como «morada terrenal>, de igual manera que Juan usa el vocablo « eskénosen » -de la misma raíz- con el sentido de «tabernáculo», aplicándolo a la encarnación del Verbo; y Pedro, a su vez, al referirse también a su cuerpo, utiliza los términos griegos (σκήνωμα skēnōma) y skenómatos, nombres sustantivos derivados de «eskenoma», que en su signifi¬cado tiene las acepciones de habitación, casa, morada, campamento, cuartel, cuerpo.

El «Verbo fue hecho carne», significa: se convirtió en humano. Cristo vino a ser :

1. El Maestro perfecto: en la vida de Jesús vemos cómo Dios piensa y por lo tanto cómo debiéramos pensar (Filipenses 2.5–11).
2. El ejemplo perfecto: Él es el modelo de lo que debemos ser, nos muestra cómo vivir y nos da poder para vivir de esa manera (1 Pedro 2.21)
3. El sacrificio perfecto: Jesús vino como un sacrificio por todos los pecados y su muerte satisface las demandas de Dios para la cancelación del pecado (Colosenses 1.15–23).

De manera que la misma Persona divina que en el principio estaba con Dios, y que era Dios ( Jn. 1: 1), se encarnó en virtud de la obra del Espíritu Santo en el seno de la virgen María, «y acampó entre nosotros», como expresa el original. En Ap. 7: 15 vemos también que el Señor, en el cielo, se digna y se complace en manifestar su presencia en intima comuni6n con sus redimidos: literalmente: «El que esta sentado sobre el trono tabernaculeará sobre ellos». Otra vez más este termino esta estrechamente unido a la «shekhinah» de la presencia visible y gloriosa de Dios el Tabernáculo del desierto, cuyo antitipo es el Mesías encarnado.

Así, pues, aquel Santuario levantado en el desierto, y el Templo judío después, con todo su contenido material, señalaban hacia esta apoteósica manifestaci6n de Dios en carne para habitar entre los suyos; de este modo fue como Cristo vino a ser la plena manifestación de la presencia de Dios en medio de su pueblo (1 a Ti. 3 :16). Por esto el Tabernáculo, en su proyecci6n tipológica, abarca también aplicaciones trascendentales que se extienden a la Iglesia y al creyente individualmente.

EL TABERNACULO COMO PROYECTO DE DIOS

¿A QUIEN FUE DADO EL T ABERNACULO?


A un pueblo elegido por Dios: (Gn. 18:19; Ex. 3:19; Jer. 1:5; Hch. 2:23; Ro. 8:29). Solamente son salvos quienes creen (Jn. 3:18). Dios acepta a todos los que aceptan a su Hijo: Jn. 6:40 y 45.

HIJOS DE JACOB CON SUS ESPOSAS Y CONCUBINAS
  • LEA
    • Ruben(1)
    • Simeón(2)
    • Leví(3)
    • Juda(4)
    • Isacar(9)
    • Zabulón(10)
    • Dina
  • ZILPA
    • Aser(8)
    • Gad(7)
  • BILHA
    • Neftali(6)
    • Dan(5)
  • RAQUEL
    • José(11)
      • Efrain
      • Manases
    • Benjamin(12)
1. A un pueblo traído a Dios: Ex. 19:4 con Ef. 2: 12-13, 18-19.
2. A un pueblo redimido que pudo entonar el canto de redención: Ex. 15:2; Dt. 7:8 con Tit. 2:14 y Ap. 5:9.
3. A un pueblo cobijado por la sangre: Ex. 12: 12-13,22-23 con . Mt 26:28; l Co. 5:7 y 1 Jn. 1:7,9.
4. A un pueblo santificado: Ex. 19:10 con Jn. 17:19; 1 Co. 1:2; 6: 11.
5. A un pueblo llamado a un elevado destino: Ex. 19:5-6 con Ef 3: 10 y 1 P. 2:9.

Estudiemos brevemente cuál era ese pueblo:

El origen de este pueblo esta basado en la palabra profética dada a Abraham de que de él haría una gran nación: Llamamiento de Abram en Gn 12:2

Las Bendiciones de Jacob sobre sus hijos.


Las bendiciones de Jacob llevaron un tono profético y utilizaron cuadros de palabras (símbolo) para ilustrarlo. Él formuló cada bendición apropiadamente para cada hijo. En unos casos ningún símbolo es reconocido; entonces, aparece en la bendición de Moisés sobre la tribu.

Génesis 49

Rubén : Génesis 49:2-4
La bendición de Rubén viene sirviéndole más como una explicación [y a nosotros también] del porque NO [mayúsculos míos] está él en posición de liderazgo. Por todos los siglos, aun los sabios han comentado que ni siquiera un profeta ha salido de Rubén. Así que, hasta aquí no se ve un símbolo de la tribu. El incesto con Bilha la mujer de su padre lo elimino de la herencia como primogénito. Gn 35:22

Simeón y Levi : Génesis 49:5-7
Son apartados porque actuaron juntos para tomar venganza contra Siquem y su pueblo. Gn.34. Como consecuencia de esto la tribu de Simeón eran los menos al momento de llegar a la tierra prometida y solo recibieron unas pocas ciudades Jos. 19:1. A los de Leví no se les dio territorio específico sino que fueron esparcidos a varias ciudades. Jos. 21:1-3

Judá: Génesis 49:8-12
El león de Judá es uno de los símbolos más fuertes y más perdurables para las tribus de Israel. El Mesías salió de esta tribu y el símbolo es igualmente adaptado al Mesías. Hay mucha discusión acerca de lo que quiere decir “hasta que venga Siloh.” Mi punta de vista es muy sencilla en cuanto a este elemento profético, ligándolo con la segunda venida del Mesías. En Siloh los tabernáculos fueron establecidos en la tierra. Veo esta expresión como una referencia al tiempo futuro cuando el Mesías hará tabernáculo con nosotros en la tierra. Las palabras que siguen [después de la mención de] Siloh representan un cuadro del Mesías con nosotros. Todas son descripciones que invocan reverencia y estímulo.

Zabulón: Génesis 49:13
Nave es el símbolo para Zabulón. Zabulón fue marcado por su buena mano como mercader de negocio (el comercio de naves).

Isacar : Génesis 49:14, 15
En el mundo antiguo la labor forzada se representaba mediante un asno fuerte y una pesada carga. Los descendientes de Isacar alcanzaron prosperidad mediante el comercio.

Dan: Génesis 49:16-17
Dan lucho para tener reconocimiento dentro de las doce tribus. Sansón fue uno de los jueces provenientes de Dan. Jue. 13:2,25. Dan significa “juez”, pero esta profecía indica que Dan no vivirá de acuerdo con su llamado sino que haría caer al pueblo de Dios. Fue una tribu pequeña con tierra asignada cerca de los filisteos; era una tribu guerrera que soportó muchas amenazas a su alrededor. Notemos que a Dan no se le incluye dentro de las tribus de Israel de donde se seleccionarán los 144000 sellados en la Gran Tribulación.

Gad: Génesis 49:19
Gad significa “ataque”. Inicialmente el enemigo destruiría a Gad pero al final Gad habría de prevalecer. Esta tribu tuvo que soportar muchos ataques sorpresivos en su tierra. 1 Cron, 5:18-19)

Aser : Génesis 49:20
Esta tribu fue ubicada en la región más fértil de Israel. Eran muy productivos en la agricultura. Sus olivares eran impresionantes.

Neftalí : Génesis 49:21
Neftalí es simbolizado por una cierva o un venado. El emprendimiento militar de Neftalí se realizaba con la velocidad y la agilidad de un siervo (Jue. 4:6; 5:18). El descendiente más conocido de esta tribu es Barac quien, a través de Débora, obtuvo una gran victoria militar sobre los cananeos (Jue. 4:6,15). Neftalí también tuvo habilidad de palabras, evidenciado por el cántico de Débora y Barac para celebrar la victoria Jue. 5:1-31.

José: Génesis 49:22-26
Recibe la declaración profética más extensa y tiene que ver con Efraín y Manases. Sus hijos serían fructíferos y prósperos aunque seguirían afectados por la hostilidad y el conflicto tan típicos de la familia. Para José se profetizan más bendiciones que para cualquiera de los otros (vv. 25-26). Samuel era de la tribu de Efraín y Gedeón de Manases.

Benjamín: Génesis49:27
Se describe como el lobo voraz. Era una tribu guerrera, famosa por sus arqueros y por los hombres zurdos que tiraban la honda. (Jue. 20:16; 1 Cro, 8:40; 12:2; 2 Cron. 14:8; 17:17). El segundo juez de Israel. El violento Aod era de esta tribu, Saúl también y el apóstol Pablo también.

Las Doce Tribus en el Desierto

Con la llegada de Moisés (generaciones más tarde) Dios prosperó y aumentó a Israel dramáticamente aun cuando estuvieron esclavizados y oprimidos por los Egipcios. Ellos habían llegado a Egipto como 70 personas, pero salieron como un ejército de más de 600.000 hombres.

Usando aproximaciones sencillas, muchos maestros creen que la nación de Israel (hombres, mujeres e hijos) numeraron más que 3.000.000 cuando salieron de Egipto. A este punto, los doce hijos de Jacob habían fallecido, más ya fueron trece tribus.

El libro de Números nos cuenta del censo de la nueva nación de Israel con todo y sus líderes de cada tribu. Otra vuelta en nuestra historia ahora ocurre. Leví, la tribu de Moisés y Aarón, se distinguió mientras en Egipto. Como resultado, Dios escogió a Leví para ser Su posesión y los hijos de Aarón llegaron a ser el sacerdocio de Israel. Así que, las trece tribus de los descendientes de Jacob fueron llamados las doce tribus de Israel, siendo que Leví fue la porción del Señor.

Ahora es cuando el gobierno de Dios (teocracia) empezó a tomar forma en la tierra por primera vez. Las tribus de Israel fueron transformadas en un ejército con cuatro divisiones, cada una siendo compuesta de tres tribus. Así salieron en “forma marcial.”

Judah, Isacar y Zabulón sirvieron de fuerza estando a vanguardia. Al flanco derecho [marchaba] Rubén, Simeón y Gad. Al flanco izquierdo estaba Dan, Aser y Neftalí. La retaguardia y fuerza en reserva fue guiada por Efraín, Manasés y Dan.

Cada tribu llevaba una bandera y un símbolo de su fuerza. Además cuando el pueblo marchaba estaba establecido un orden de marcha dado por Dios. Ese orden se encuentra en el libro de Números 10:13-28.

Orden de Marcha de las 12 tribus en el desierto


JUDA : Alabanza a Jehova
ISACAR : Salario y Recompensa
ZABULOM : Habitar Juntos
GERSON :(LEVITAS) Son los encargados de llevar la tienda y cubiertas de las cortinas del tabernáculo de reunión, las cortinas del atrio y las cuerdas.
MERARI : (LEVITAS) Son los encargados de llevar las tablas del tabernáculo, sus barras, sus columnas, sus basas y sus enseres, las columnas alrededor del atrio, las basas, las estacas y las cuerdas.
RUBEN : Mirar un hijo
SIMEON :Oido o Escucha
GAD : Bendición
COAT : (LEVITAS) Son los encargados de llevar el Arca, la mesa de los
panes, el candelero, los altares, los utensilios del santuario y el velo.
ELEAZAR : (LEVITAS DE LA CASA DE AARON) Son los encargados
de llevar el aceite del alumbrado, el insienso aromático, la ofrenda contínua y el aceite de la unción.
EFRAIN : Dar frutos
MANASES : Causando Olvidar
BENJAMIN : Hijo de mi mano derecha
DAN : El juzgó
ASER : Dichoso o feliz
NEFTALI :Lucha o contender

La División Vanguardia
Judah fue simbolizado por el León con una bandera azul.
Isacar fue simbolizado por el Sol y la Luna sobre una bandera azul y negra.
Zabulón fue simbolizado por una nave sobre una bandera blanca.

Flanco Derecho
Rubén fue simbolizado por flores sobre una bandera roja.
Simeón fue simbolizado por la ciudad de Siquem sobre una bandera verde.
Gad fue simbolizado por una banda de soldados sobre una bandera gris.

Flanco Izquierdo
Dan fue simbolizado por un serpiente sobre una bandera azul zafiro.
Aser fue simbolizado por un olivo sobre una bandera del color de aceite inflamado.
Neftalí fue simbolizado por un ciervo sobre una bandera rojo bajito.

Retaguardia
Efraín fue simbolizado por un novillo sobre una bandera negra oscura.
Manasés fue simbolizado por un buey desenfrenado sobre una bandera negra oscura.
Benjamín fue simbolizado por un lobo con una bandera multi-colorado.

El Centro junto con el Tabernáculo
Los Levitas fueron simbolizados por el Urim y Tumim en el efod y el pectoral sobre una bandera
blanca/negra/roja. Los Levitas ademas fueron divididos sobre las lineas de las divisiones. Los hijos de Aarón (los cohenitas) se encontraban con Judah. Los coatitas estaban con Rubén. Los Meraritas con Dan. Finalmente, los de Gershon con Efraín.

Orden de la distribución de las tribus alrededor del Tabernáculo





















Notemos que la tribu de Judá era la que dirigía la marcha, tanto cuando marchaban como cuando se preparaban para la batalla. Era la tribu de Judá la que quedaba directamente frente a la puerta del tabernáculo y detrás de los sacerdotes.

¿Por qué quiso Dios colocarla de primero en todo siendo Judá el cuarto de los hijos de Jacob en lugar de Rubén que era el primogénito?

Al estudiar la vida de Juda notamos ciertas cualidades que lo separaban de los demás hermanos.

  1. El y Rubén se opusieron a la muerte de José .
  2. Se hizo responsable por su hermano menor Benja¬min.
  3. Delante de José en Egipto, fue el portavoz de sus hermanos y el intercesor.
  4. Hablo con Jacob su padre para allanar el camino hasta Gosen. Amaba mucho a su padre y se preocupaba por el.
  5. Su reinado iba a ser más prolongado que el de las otras tribus.
Cuando Israel fue dividido en el reino del norte (Israel) y el reino del sur (Judá), el que tuvo mas reyes que honraron a Dios fue el de Judá y fue el ultimo que quedo en pie.

Como leemos en la historia, fue del linaje de Judá que vino el rey David y por ultimo, nuestro Rey y Salvador Jesucristo.

No debe sorprendernos entonces que así como Judá estaba en la entrada del tabernáculo, Cristo sea el "León de la tribu de Judá", que se sentaría en su trono, como dice el autor sagrado: "Judá, te alabaran tus hermanos; tu mano en la cerviz de tus ene¬migos; los hijos de tu padre se inclinaran a ti. Cachorro de león, Judá; de la presa subiste, hijo mío. Se encorvo, se echo como león, así como león viejo: ¿quien lo despertara? No será quitado el cetro de Judá, ni el legislador de entre sus pies, hasta que venga Siloh; y a él se congregaran los pueblos" (Génesis 49:8-10). Su nombre, además, es muy significa¬tivo y quiere decir "Alabanza". "Concibió otra vez, y dio a luz un hijo, y dijo: Esta vez alabare a Jehová; por esto llamo su nombre Judá; y dejo de dar a luz" (Génesis 29:35). Podemos conc1uir que como Judá significa alabanza y era el primero en dirigir al pueblo a la batalla, así nosotros, para enfrentarnos contra nuestro enemigos, debemos hacerlo con alabanza a Dios. Si así lo hacemos, nos aseguraremos una gran victoria (2 Crónicas 20:20-22; Salmo 100:4)

Las Bendiciones de Moisés sobre las tribus de Israel.


Al completarse la experiencia de los 40 años en el desierto, Moisés puso una bendición sobre las tribus de Israel. Es de estas bendiciones que el simbolismo final de las tribus de Israel se completa.

Mientras Moisés se prepara para entregar el liderazgo de Israel a Josué, pronunció su propia bendición sobre [las tribus], no como si fueran sus propios hijos, sino tribus de una nación. Cada una de ellas fueron individualizadas llevando una oración profética junto con la base de algunos símbolos.

¿POR QUE FUE DADO EL T ABERNACULO?

1. Porque el deseo de Dios era morar con los hombres: Ex. 25 :8.
En Proverbios 8:22-25, 27,30-31 aparece la Sabiduría de Dios personificada como si fuera una persona estando junto a El, cuando Dios estaba creando el universo, tipificando al Cristo eterno (1 a Co. 1 :24, 30). Esa porción que hemos citado del libro de Proverbios, termina con esta declaración tan solemne del v. 31, que dice: “Y mi deleite (era estar) con los hijos de los hombres”.

2. Para ensenar a los hombres la santidad de Dios: Ex. 26:15-25.

3. Las paredes del Tabernáculo separaban a Dios de los hombres e impedían poder contemplar la presencia divina que representativamente moraba en aquel santuario. Y en un sentido espiritual esto tiene su aplicación en nuestra propia experiencia como creyentes (1ª Ti.6:16; 1 Pe. 1:7-8; 1 Jn .4:20).

4. Para ensenar a los hombres su pecaminosidad y corrupción.

Aquellas paredes excluían a los hombres de la santa presencia divina. Solamente los sacerdotes podían acercarse al Dios Santo a través del camino indicado por El. Y también esto encuentra su aplicación en los creyentes (1 P. 2 :9-1 0; Ap. 5: 10) . Nuestro sacerdocio espiritual, establecido por Dios sobre la base del ministerio sacerdotal de Cristo, nos permite tener libre acceso a la presencia de Dios (He. 4: 16). Aquí hallamos la garantía de que podemos «acercarnos confiadamente al trono de la gracia».

5. Para mostrarnos cuál era el plan divino: He. 9:11-22. El único método para acceder a Dios es por medio de la sangre. Así el Tabernáculo, típicamente, presentaba una visión anticipada de la obra de Cristo en la cruz y señalaba la inmensidad de las glorias que vendrían después.

TERMINOS QUE DESCRIBIAN LA PRESENCIA DE DIOS

Por todo cuanto hemos expuesto vemos, pues, que el prepósito del Tabernáculo era de suma importancia para Israel, porque venía a ser un «santuario» donde Dios manifestaría su presencia en medio de su pueblo, y seria el punto de contacto y el medio de intercomunicación entre el cielo y la tierra (Ex. 29:42-46; Nm. 7:89). Este santuario era llamado «Tabernáculo del Testimonio» porque contenía, entre otras objetos, las dos tablas de la Ley que estaban en el arca. Esas tablas se llamaban «el testimonio» (Ex. 25: 16; 31: 18; --:29). Asimismo se deduce que había una interrelación entre las formas bajo las cuales se manifestaba en el Antiguo Testamento la presencia divina (teofanías) y el Tabernáculo. Los términos hebreos usados por los hagiógrafos para describir tales manifestaciones, son cuatro; todos ellos notablemente expresivos y significativos.

1. Panay (panim), que se traduce «rostro» o «presencia»: Ex . • .3: 14-16. Con este vocablo se describe una de las hipóstasis de Dios mismo, por lo que «mi rostro» se tiene que entender por el propio Dios, significando: Yo mismo ire contigo». En Is. 63:9 Jehová es llamado «el Ángel del Rostro». La expresión “ángel de su faz” significa el «Ángel de su Presencia».

2. Kabód = gloria: Ex. 33: 18-2 3. La gloria de Jehová es también el mismo Jehová, dando el sentido de peso ontológico que tiene el sustantivo kabód. La palabra «gloria» procede de una raíz que significa “desvelar” o «aparecer», como una luz brillante o un fuego ardiente debido al resplandor de la presencia divina. De ahí que la gloria del Señor estaba envuelta en una nube (la shekhinah) para proteger la vista de la persona que contemplaba la visión. «Por tanto, la gloria, a la vez que revela a Dios, lo oculta. Revela lo suficiente para con¬firmar la fe de los hombres, y oculta lo suficiente para estimular su reverencia y avivar su devoción»

Pero el termino hebreo que corresponde a «gloria» implica primitivamente una idea de peso, de gravedad; de ahí la expresi6n paulina en 2 Co. 4: 17, donde aparecen juntos los dos conceptos: «aun mas alto grado , un peso eterno de gloria». Lo que tiene peso tiene, para el semita, importancia y valor. Así, pues, gloria es aquello que otorga peso, honor y dignidad al individuo. Cuando se aplica a Dios se refiere a la revelación o manifestación de su poder y santidad.

«EI salmista afirma que los cielos declaran la gloria de Dios (Sa1. 19: 1). EI termino hebreo que utiliza para gloria conlleva la idea de peso. EI peso de una cosa es a menudo un factor de su trascendencia... El peso da importancia a las cosas. Los cielos declaran el peso de Dios; proclaman su trascendencia. Por que es Dios importante es algo que debe ser visible». Así que la gloria de Dios, como siendo su ornamento, es el resplandor que emana de su persona, el aura cegadora de todas sus perfecciones, comparable a un fuego abrasador (Ex. 24: 17). Y Cristo es la gloria de Dios. En Fi1. 2:61a idea es: «siendo la gloria de Dios», como en Nm. 12:8: «y veré la gloria de Jehová».

3. MaJ'ak Yahweh = Ángel de Jehová (o MaJ'ak Elohim = Angel de Dios). En todo el Antiguo Testamento se presenta a Dios como residiendo en el cielo, pero teniendo encuentros con el hombre por medio de intermediarios, principal mente a través del Ángel del Señor Ex. 32:34; 33:2).

4. Shem = nombre: Ex. 23:20-21 con Hch. 5:41. Recuérdese que en la mentalidad semítica el nombre es una especificaci6n de lo que se expresa un carácter o manifestación de lo que es quien lo lleva. Tener buen nombre o fama depende de como se califique ese nombre. Por esto «el Nombre que esta sobre todo nombre» (Fil. 2:9) se refiere a Dios mismo. Como se ha dicho en otro lugar, ha-shem = el Nombre, se usa entre los judíos en sust¬ituciones reverente de Yahweh.

Por lo tanto, según hemos visto, la mayoría de los conceptos relacionados con la presencia de Dios son presentados como «rostro», «gloria», «Ángel de Jehová» y "nombre". Y la suma de todos ellos se encuentra en el Tabernáculo, porque desde allí hablaba el Señor con los hijos de Israel (Ex. 29:42-46) y se revelaba la Shekhinah, la nube de la manifestación gloriosa del Señor (Ex. 14:24; Luc. 16:2).

Asimismo observemos, además, que todos aquellos que experimentaron un encuentro con el Señor recibieron algo de la gloria de SU presencia: Israel y Moisés ante el Tabernáculo (Ex. 40:34-35), - Salomón en la dedicación del Templo (10 R. 8:11).

Antes de comenzar el estudio del tabernáculo es necesario mostrar el significado de cada material utilizado en la construcción y el significado de los colores.

MATERIALES UTILIZADOS EN EL TABERNACULO



ORO: Mineral precioso y duradero. Símbolo de realeza y gloria Del Reino divino.
Ex 38:24-31; Ap. 14:14; Mt. 2:11
Ap 4:4; Mal. 3:3; Hag. 2:8
Ap. 21:21,22
PLATA: Símbolo de redención. Precio de un alma
Ex 30:11-16; 38:25-28; Lv. 5:15
Lv. 27:3-6; Num 3:46-52; Mt. 27:3-9
BRONCE (COBRE): Símbolo de juicio contra el pecado. Símbolo de la fortaleza y resistencia.
Job 40:18; Nm 21:5-9; Dt 33:25
Jn 3:14,15; Dt 28:23
Ez 1:26-28; Ap 1:14,15; 2:18
MADERA: Madera de acacia de la Península del Sinaí. Era resistente al calor. Representa la humanidad de Cristo.
Rom 5:12-15; 1 Cor. 15:21,22
Fil 2:5-8; 1 Tim 2:5
LINO FINO: Justicia Divina
Rom 5:18; 10:4; Gal 2:16;
Jer. 23:5,6

Es importante destacar que el uso del hierro no esta presente en la construcción del Tabernáculo, este material es considerado un metal de guerra y el santuario había de ser casa de paz. Así como tipología de Cristo, Cristo es nuestra paz (Efesios 2:14; Colosense 1:20).

Todo el tabernáculo descansaba sobre plata, con la excepción de las cortinas de la puerta, que era el camino de acceso a Dios. Las basas de plata fueron confeccionadas con la plata de rescate que trajeron los israelitas, por tal motivo la plata es representación de la redención. Jesucristo es el único medio de redención. Compare Ex. 30:13-16 y Nm. 3:44-51

El lino fino es comúnmente un tipo de justicia personal (Ap. 19:8) y en las cortinas de los atris (Ex. 27:9; 38:9) representa la clase de justicia que Dios demanda de aquellos que confiando en su propia justicia humana se atreven a acercarse a El. La justicia que Dios demanda en la Ley impide la entrada del hombre a su presencia y excluye a todo ser humano de la gloria divina por su incapacidad natural para cumplir las exigencias santas de Dios (Ro. 3:19-20; 10:3-5).
El único medio para acceder al atrio es la puerta (Ex. 27:16). Y la única puerta de acceso a Dios es Cristo: Jn 10:9; He. 10:19.

LOS COLORES UTILIZADOS EN EL TABERNACULO


COLOR
SIGNIFICADO
CITA BIBLICA
AZUL
Celestial, Autoridad Divina
Ex. 24:10; Nm 15:37-41; Ez. 10:1; 1 Ts. 4:16
BLANCO
Pureza, Santidad de Dios
Is 1:18; Can 5:10; Mt.17:2; Ex 16:31; Ec 9:8; Ap. 3:4; Ap 7:9; 19:8; 19:11; 15:6; 20:11
CARMESI (GRANA)
Sacrificio, Expiación, redención.
Jos. 2:18,21; Is 1:18; Heb 9:22; Ap 5:9
PURPURA
Realeza
Jue 8:26; Dn 5:29; Jn 19:2




No comments:


Free Blogger Templates by Isnaini Dot Com and Architecture. Powered by Blogger